En aprieto Ecuador y Argentina, tras fuga de la exministra a Venezuela

214
fuga de la exministra a Venezuela - cmide

El Gobierno de Ecuador anunció este martes la expulsión del embajador de Argentina en Quito, Gabriel Fuks, y llamó a consultas a su embajador en Buenos Aires, Xavier Monge, tras la fuga de la exministra María de los Ángeles Duarte a Venezuela.

La situación es tensa e involucra a tres países y una prófuga de la justicia. El Ministro de Relaciones Exteriores de Ecuador, Juan Carlos Holguín, argumentó en  rueda de prensa, la pérdida de confianza en Fuks,  en cuya residencia estaba refugiada Duarte desde hacía más de dos años y medio para así evitar ir a prisión por una condena por corrupción.

El Ministro de Relaciones Exteriores de Ecuador aseguró además que; la embajada de Argentina “se ha opuesto” a entregar videos para esclarecer el “escape” de la exministra Duarte; quien estaba refugiada en la residencia de la sede diplomática desde hace más de dos años y medio para no ir a prisión por condena de corrupción .

Reacciones de Ecuador tras fuga

La cancillería ecuatoriana lamentó esta situación en un comunicado luego que él canciller, Luis Vayas, recibiera  este martes en su despacho al  embajador de Argentina, Gabriel Fuks

En ese encuentro, Fuks amplió la información entregada en la reunión previa; llevada a cabo la noche del lunes “sobre el escape” de Duarte, quien se encuentra ahora en la embajada de Argentina en Caracas; según información oficial de Buenos Aires difundida este martes.

Duarte, que formó parte del Gobierno del expresidente izquierdista Rafael Correa (2007-2017), “habría salido de la residencia de la embajada de argentina, en Quito, el viernes 10 de  marzo de 2023; esto en horas de la tarde. 

Aunque altos funcionarios argentinos han dado otra versión; mencionando que habría salido el sábado”, indicó la Cancillería ecuatoriana en su comunicado.

A su vez, el jefe de misión argentina ha desmentido haber hablado con Duarte tras su escape e indicó que desconocía su paradero. Ante “ciertas imprecisiones”; la cancillería ha solicitado formalmente más información y documentos. 

“Al tratarse de jurisdicción diplomática, la policía ecuatoriana no tiene acceso al predio de más de 3 hectáreas de la misión Argentina, que cuenta con seguridad privada. La embajada argentina se ha opuesto a entregar vídeos”, señaló la cancillería.

Comunicado tras fuga de la exministra a Venezuela 

En el comunicado emitido la noche del lunes, el Ministro de Exteriores hablaba de que Duarte “escapó de la embajada argentina”; y no de la residencia. 

Según versión oficial argentina, durante el pasado fin de semana, mientras Fuks desempeñaba “distintas tareas inherentes a su labor diplomática”; “no se registró presencia” de Duarte en el ala del edificio donde estaba, que era distinta de la residencia oficial del representante argentino en Quito.

En consecuencia, “se procedió a hacer el recorrido correspondiente a las distintas dependencias”, “sin ubicar el paradero” de la exministra, manifestó el comunicado de la Cancillería en Buenos Aires.

Durante el encuentro con el diplomático argentino, el vicecanciller Vayas, enfatizó enérgicamente, la molestia del gobierno ecuatoriano; asegurando que “ante este incidente, que involucra a una prófuga de la justicia, con una sentencia  inalterable, con pena privativa de ocho años por el delito de cohecho”

Duarte fue condenada en 2020 junto a Correa a ocho años de cárcel por cohecho como parte del caso “Sobornos 2012-2016”; una trama de financiamiento irregular del entonces movimiento oficialista Alianza País, liderado por el ex presidente, con aportes indebidos de empresas que jamás declararon.

La exfuncionaria, que ocupó la cartera de Obras Públicas entre el 19 de febrero de 2015, hasta el 6 de enero de 2017, se considera una perseguida política y niega los cargos en su contra, por lo que se refugió en la embajada de Argentina en Quito junto a su hijo menor de edad desde el 20 de agosto de 2020.

No fué hasta el 1 de diciembre de 2022, que el Gobierno argentino  del peronista presidente Alberto Fernández, comunicó su decisión de conceder asilo solicitado por Duarte; pero el Gobierno ecuatoriano se opuso a entregar un salvoconducto, para que viajase a Buenos Aires sin ser detenida.

En un mensaje twitter,  Duarte agradeció a Argentina el haberle 

“cobijado ante la persecución de los gobiernos de Lenín Moreno y Guillermo Lasso”. “Decidí dejar la embajada porque, al negar el salvoconducto que me correspondía como asilada política, de acuerdo a la convención de Caracas de 1954 e impedir mi salida segura , el Gobierno ecuatoriano se convirtió en su rehén política”, escribió la exministra .

 

Continuar leyendo: Venezuela pide a Chile respeto a los derechos humanos de los venezolanos

 

“Nasar